Home » Comunicacion » Las “peligrosas” comidas de empresa

Las “peligrosas” comidas de empresa

comidas empresa

Seguro que ya has celebrado la famosa cena o comida de empresa o que ya la tienes prevista, junto con algún que otro evento prenavideño, en los próximos días. Todos los años los bloggers que nos dedicamos a esto del protocolo y la imagen repetimos lo mismo: “Mucho cuidado con lo que haces o dices” puede marcar de por vida tu marca personal.

¿Quien no se ha pasado de copas alguna vez o, llevado por el ambiente festivo, se ha relajado en exceso y ha permitido que le hicieran una foto en actitud distendida? Error, grave error. Estos días en España esta siendo viral un vídeo de unos brokers, grabado tras una comida de empresa, explicando las bonanzas de las hipotecas a plazo fijo y que parecen haber consumido sustancias psicotrópicas. Los memes y los comentarios, en muchas ocasiones ofensivos, han inundado las redes, además de que ambos perdieron sus empleos poco después de la publicación del vídeo.

Un simple ejemplo, algo extremo, de lo que puede suceder si descuidamos nuestra imagen, no solo en el cruel mundo internauta. Salidas de tono, modelitos excesivos, discusiones con la compañera insufrible, comportamientos fuera de lugar, coqueteos con colegas o jefes,… serán la comidilla del año en nuestros lugares de trabajo. Merece la pena tomarlo con precaución ¿no?

cenas Navdidad

En el último artículo del blog de Elegancia 2.0 Alvaro Checa nos da unos útiles consejos de como vestir y comportarse en la comida o cena navideña de nuestra empresa. Y yo añadiría además de la lógica precaución al volante, puntualidad, correcto uso del móvil, sobriedad en el vestir y comportarse,… una máxima atención a las fotos y vídeos que subimos o subirán nuestros compañeros a las redes. (Una instantánea sacada de contexto puede ser letal) Y sobre todo, configuremos nuestra privacidad para tener que aceptar o no la publicación de una imagen cuando nos etiquetan. Aún así, no podremos controlar todas las imágenes que haya nuestras circulando por la red, de manera que mejor evitar hacerlas.

Unos últimos consejos:

  • En caso de duda, mejor pecar de soso o sosa que de haber sido el centro de atención de la fiesta.
  • Luzcamos nuestra mejor sonrisa.
  • Evitemos conflictos. “No hay mejor desprecio que no hacer aprecio“.
  • Pongamos de nuestra parte para que reine la armonía y el “buen rollo”.
  • Cuidemos de los nuevos o “descolocados”, nos lo agradecerán.

Y sobre todo disfrutemos de la compañía de nuestros colegas de trabajo (sin pasarse) para entrar con buen pie en estas fiestas que nos gustarán más o menos, pero son una buena ocasión para repartir afecto y buenos deseos.

¿Qué experiencias tienes en las comidas de empresa por Navidad? Nos gustaría conocer alguna anécdota que te pasó o presenciaste. Déjala en Comentarios.

Para terminar proponerte un regalo original y muy útil: mi curso online Claves para mejorar la Imagen Profesional, perfecto para aquella persona que tiene de todo y con la que quieres quedar muy bien.

Sigue cuidando tu marca y ¡Feliz Navidad!

6 Responses so far.

  1. Antonio dice:

    una comida de empresa es un dia mas de trabajo. Verlo de otra manera es confundirse…

  2. juan antonio dice:

    Excelente artículo, Elena. Una buena guía para mantenerse dentro de los márgenes de la dignidad. Yo soy de los que en caso de asistir a alguno de estos eventos, me gusta lucir un trajecito, un peinado de peluquería, un buen afeitado y un perfume elegante, sobrio.
    Me gusta jugar a ser un gentleman, a hablar con calma, a reir con serenidad, a beber con prudencia y a hacer reír con estilo (a veces se consigue, a veces no). Un besazo fuerte. FELIZ NAVIDAD!!!

  3. Quintana Alberto dice:

    Esta genial este tipo de eventos, pero no le entres de una a todo vamos acercándonos de a poco al calor de la fiesta para no quemarnos y darle valor a lo que uno es , Que en definitiva es una fiesta de amor y paz
    Lo mejor para vos Elena .
    Feliz Noche de Navidad para vos y los Tuyos